ANÁLISIS DE PATRONES TERRITORIALES QUE DETERMINAN EL URBANISMO DIVERGENTE: SÍMBOLOS ESPACIALES EN EL DISTRITO ESPECIAL, TURÍSTICO Y CULTURAL DE RIOHACHA

Alexa Yamina Henríquez Luque, Alexander Stward Niño Soto

Resumo


Los procesos de urbanización planificada o modelos urbanos bajo órdenes y protocolos, proporciona un patrón de ocupación distinto a los desarrollos espontáneos de  ocupación agrícola o de origen rural. Así se pueden identificar diversos elementos que se producen como resultado de estos esquemas, por ejemplo niveles de contaminación de agua, aire o suelo producto de dichas intervenciones en el territorio que por consiguiente arrojan características que pueden ser típicas. Dichas características o elementos se logran definir como los patrones; puesto que, por determinadas temporadas o lapsos, se presenta un régimen de ocupación
urbana bien sea sistemática o asimétrica y se manifiesta con características fijas y hasta predecibles en la ocupación del territorio. Así, el cambio en los niveles de contaminación por
productos orgánicos, los aumentos de población asociados a estos incrementos y el consumo energético asociado, siempre refleja una mayor e incremental ocupación del suelo, por lo tanto, estas tres características asociadas conforman un patrón de ocupación del suelo.
(Ramos, 2014) en el sentido de lo anterior, el hombre estructura el territorio de acuerdo con las prácticas culturales e interviene los espacios naturales, construyendo una relación antropizada donde se visualizan sobre la superficie del territorio una serie de capas, estratificaciones y redes de servicio que terminan configurando el hábitat humano a partir de la acumulación de espacios físicos que en el tiempo van configurando los patrones culturales, los cuales construyen un entramado simbólico a través de los asentamientos humanos que configuran el territorio y generan variaciones en los patrones paisajísticos (Peña-Cortés, y otros, 2006).

Texto completo:

PDF (Español (España))

Apontamentos

  • Não há apontamentos.